ARTÍCULOSSitaraMagazine

FRANCIA SE LLEVA LA MAXIMA RECOMPENSA DE LA 55 FESTIVAL INTERNACIONAL DE CINE GIJÓN

Texto y foto:

Gustavo Velutini Luning

(desde Gijón, España)

Las cinematografías de Bulgaria, Corea del Sur, Estados Unidos, Francia y Georgia, consiguieron situarse en los puestos de honor del palmarés de la 55 edición del Festival Internacional de Cine de Gijón, con las películas Destinos , Bemui Heabyun-eoseo Honja, Lucky, En attendant les barbares y Scary mother .

La clausura tuvo lugar el 25 de noviembre en el Teatro Jovellanos, en dicha noche se homenajeo a la cineasta española Isabel Coixet, quien recibió el Premio Mujer de Cine , paralelamente apoyo la presentación del film de clausura, titulado Nadie nos mira , en calidad de productora ejecutiva, cuya dirección está a cargo de Julia Solomonoff, quien también piso la alfombra amarilla del festival.

Este film argentino abarca la vida de un prometedor actor, llamado Nico, quien decide huir. Deja Argentina y con ello, un brillante éxito televisivo, con la finalidad de instalarse en la ciudad de Nueva York. Ahí ve que su vida no será nada fácil y sabe, que quizás nadie le mira (o sí?).

Antes de la proyección de la cinta, se procedió a la gala de premiación, donde la Mejor Película del certamen resulto ser En attendant les barbares de Francia, del director Eugene Green.

EL PALMARÉS DE LA 55 EDICIÓN

El jurado de la Sección Oficial estuvo integrado por el cineasta independiente Whit Stillman, Andrea Jaurrieta, la actriz española Cuca Escribano, Dennis Lim y Eugenia Mumenthaler.

Sus deliberaciones finales, dan pie al palmarés siguiente:

PREMIO PRINCIPADO DE ASTURIAS AL MEJOR LARGOMETRAJE (Best Feature Film): En attendant les barbares de Eugène Green (Francia, 2017)

PREMIO A LA MEJOR DIRECCIÓN (Best Director): Ana Urushadze por Sashishi Deda (Scary Mother) (Georgia, Estonia, 2017)

PREMIO AISGE A LA MEJOR ACTRIZ (AISGE Award for Best Actress): Kim Min-hee por Bamui Haebyun-eoseo Honja (On the Beach at Night Alone) (Corea del Sur, 2017)

PREMIO AISGE AL MEJOR ACTOR (AISGE Award for Best Actor): Harry Dean Stanton por Lucky (Estados Unidos, 2017)

PREMIO AL MEJOR GUION (Best Script): Stephan Komandarev y Simeon Ventsislavov por Posoki (Destinos) (Bulgaria, Alemania, Macedonia, 2017)

EL CINE FRANCÉS, CONSIGUE SER LA MEJOR DEL FESTIVAL

La cinta ganadora se enmarca en un ejercicio teatral, donde plantea algunos de cuestionamientos de vidas, entre ellos, ser madre y padre; el poder iniciar un camino político o simplemente, seguir siendo el perfecto sin techo de una sociedad actual, etc.

Todo ello y más, se van centrando en el tema del miedo, exactamente, ese detalle bárbaro que impide cristalizar las metas, que de a poco se enquista en los subconscientes humanos, y va dañando el futuro inmediato o de largo plazo, en cuanto al crecer en ideales y metas.

Protagonizan el film, un grupo de personas que buscan huir de sus propios miedos bárbaros, es por ello que optan por entrar en un sitio oscuro y terapéutico, donde conseguirán interiorizarse, de paso, conocerán más de la vida profunda, al ser testigos de una puesta teatral, cuyo texto abarca el texto artúrico de Jaufré (escrito en occitano), para así regresar al mundo exterior con otros ideales y por metas por cumplir, dejando atrás sus tormentos bárbaros.

Lo primero en reflejarse en este complejo film, es como los seis protagonistas se despojan de todo contacto de la tecnología de informática y de la comunicación del Siglo XXI.

Sin duda que En attendant les barbares es un film destinado para las escuelas de teatro y estudiantes de actuación, porque en la conferencia de prensa como en el coloquio ofrecido, tras la proyección ocurrida en el Teatro Jovellanos, el director Eugene Green del film, comentó que este título surgió por encargo. Ahora puede ser que debido a su éxito en Gijón, tal idea cambia y finalmente tenga salida comercial en circuitos específicos, en las sala llamadas arte y ensayo.

Otro elemento a destacar de esta premiada realización, es la perfecta dicción del francés, claro está, por estar hablada en versos, más allá del claro ejercicio teatral, en que esta filmada. Ver esta cinta, es recordar aquella película de Al Pacino, llamada Looking for Richard .

UN PREMIO A LA CALIDAD DEL GRAN HARRY DEAN STANTON

Es destacar que uno de los premios de esta 55 edición se otorgo de manera póstuma, exactamente el de Mejor Actor, que reconoce al extraordinario Harry Dean Stanton, protagonista de Lucky , donde encarna a un anciano rutinario y cargado de vida.

A pesar de sufrir un vahído, Lucky sigue como si nada, pero en su interior va dándose cuenta de que la muerte le ronda.

Este drama acontece en medio de un paraje rural norteamericano, cuyos paisajes se convierten en protagonista junto al elenco y la musicalización (que también ha sido premiada), más la acertada dirección del actor y ahora realizador John Carroll Lynch.

Una historia íntima y colmada de varias subtramas, específicamente cuando Lucky interactúa con sus amigos, lo mejor de lo mejor, ver a Lucky cantando Volver, Volver o cuando reta a pelear a un abogado.

Para Harry Dean Stanton, esta cinta viene siendo su penúltimo trabajo, tras su fallecimiento, que ocurrió el 16 de septiembre, a los 91 años de edad.

El premio de Gijón esta concedido no a su memoria, sino por su maravillosa actuación en Lucky.

Este galardón pudiera impulsar y consolidar aun más su temprana pre-candidatura al Oscar, en la categoría de Mejor Actor 2017/18. De ser así y cristalizarse la postulación, entonces será la segunda que sume su carrera.

A Harry siempre se le recordara como todo un actorazo, quien en todo momento brillo como un secundario de lujo, con soporte protagónico.

No solo Lucky está compitiendo por una o varias postulaciones al Oscar del año entrante, sino también Destinos del cine búlgaro, ya que esta última está entre las 92 cintas, que buscan clasificarse entre las cinco mejores del apartado de Mejor Film Extranjero 2017/18.

Con Lucky el recordado Harry Dean Stanton, consigue ser protagonista absoluto y así lo reconoció el jurado del festival, como la prensa acreditada presente en la 55 Festival Internacional de Cine de Gijón, cuya cita fílmica fue todo un encuentro con el género denominado cine independiente.

Para este servidor (@cinefilo50) fue muy gratificante, el haber estado en el desarrollo de esta 55 edición, porque me abrió las puertas de un cine independiente de suma relevancia y complejo, proveniente de Suiza, Corea del Sur, Bulgaria o de Georgia, cuyas cinematografías casi no tienen distribución por suelo Latinoamericano.

Si la Sección Oficial fue noticia, igualmente el bloque llamado Rellumes, la cual se creció con las proyecciones de impactantes historias, una de ellas, la aleccionadora y sencilla trama de Manuel de Dario Albertini (Italia), además, el ver a un niño adaptándose a padrastro en El hijo de Sofia (Grecia) o simplemente, el presenciar la dura historia de un adolescente en Beach Rats (Estados Unidos).

En la foto esta el equipo ganador, del film En attendant les barbares, liderado por su actores y el director Eugene Green (visto a la derecha).


0 COMENTARIOS

AGREGAR COMENTARIO